Sitio web arqueomas.comarqueomas.comIr a InicioIr a DirectorioIr a BibliografíaIr a ContactaIr a RSS - Novedades
Península Ibérica
Icnitas
Paleolítico y Neolítico
Calcolítico y Los Millares
Arte Rupestre
El Megalitismo
Bronce y El Argar
Tartessos-Colonización
Cultura Ibérica
Cultura Talayótica
Cultura Celta - Vettones
Cultura Celta - Galaicos
Cultura Celtibérica
Romanización
Ingeniería Romana
Ruralización
Reino Visigodo
Islam y al-Andalus
Prerrománico
Románico
Egipto
Italia
Los Etruscos
Roma
África
Túnez - África Romana

Alojamientos amigos
Enlaces
CUEVA  DE  LOS  SIETE  ALTARES

Localización: al pasar el puente sobre el río Duratón situado en la carretera SGV2323, que une las localidades de Sebúlcor y Villaseca, se aparca el coche y se continúa a pie remontando el río aguas arriba por un sendero señalizado. Hoy en día la cueva se halla protegida por una fuerte reja que no impide la contemplación de los restos más significativos.

Grado de Accesibilidad: Bueno – Acceso señalizado – Posee cuadros explicativos.

Descripción: datada en el siglo VII d.C., se vincula a la mítica figura de San Frutos y sus hermanos que resistieron la presión musulmana y de los que se cuentan fabulosos milagros. Se trata de un lugar de culto en el que esporádicamente se reunirían los eremitas pertenecientes a una colonia, dispersa por el cañón del río y sus alrededores, que harían su vida habitual en la soledad de sus celdas-cueva. La profunda oquedad se sitúa en la pared oriental del desfiladero, a unos diez metros por encima del nivel del lecho fluvial. Los eremitas que la transformaron en santuario utilizaron la zona de la entrada, iluminada naturalmente, y en una de sus paredes de roca caliza crearon tres altares. Para ello tallaron otros tantos arcos de herradura contiguos entre sí, con una profusa decoración que incluye rombos, ángulos, líneas paralelas y otros dibujos abstractos de tipo geométrico (todo muy tosco y abigarrado) resaltada con policromía (aún se aprecian los trazos en rojo con los que se simularon las dovelas de los arcos). Fuera de la cueva, en su boca, construyeron otro altar de menores dimensiones.
entorno eremitorio eremitorio
Ir arriba     Volver
2006-2015Ir a InicioIr a Acerca deIr a Aviso legalIr a RSS - Novedades